10 remedios caseros cortos y rápidos

Los remedios caseros son muy fáciles de usar, poseen ingredientes que tenemos en la alacena y su fabricación es tan sencillo como su aplicación. Hace miles de años atrás la única forma de curar algunas enfermedades era con los elementos que la naturaleza nos aportaba. Hoy en día podemos sacar provecho de esas recetas que han perdurado.

Veamos cuáles son esos remedios caseros cortos y cómo podemos utilizarlos, dependiendo lo que nuestro cuerpo este necesitando. Y recordemos que solo son complementos y no soluciones definitivas.

Miel para los granos: el acné es una de las enfermedades más comunes de la adolescencia. Las mascarillas caseras serán más que útiles. Podemos preparar una de forma natural solamente con miel. Para eliminar los granitos vamos a usar miel en la cara toda la noche, los beneficios serán, nutrir la piel, reducir la grasa sobrante y ayuda a cicatrizar las heridas.

remedios caseros

Remedios caseros con jengibre para quitar las verrugas: las verrugas crecen debido al virus llamado papiloma humano. Para eliminarlas necesitamos un producto con propiedades antioxidantes como lo es el jengibre. Para su aplicación debemos cortar una rodaja de esta raíz y luego pegarla con una cinta. El mínimo de tiempo estipulado para que haga efecto es de una hora al día.

Picar procesar y agregar aceite de oliva, es otra formula natural para una crema bien natural. Si la aplicamos una vez al día durante una hora, vamos a ver como esas verrugas desaparecen al instante.

Té de tomillo para la tos: en épocas de mucho frío las infecciones broco-pulmonares son muy comunes. La tos es un síntoma de ello y es por eso que debemos tener mucha precaución. Para prevenir y además curar aquellas toses suaves podemos beber todas las noches té de tomillo, ya que posee propiedades relajantes y antiinflamatorias.

Bicarbonato de sodio y manzanilla para el dolor de cabeza: un té que relaje y alivie los dolores de cabeza es el de manzanilla, además el bicarbonato de sodio es un gran aliado y puede amplificar sus beneficios. Por eso junto al té de manzanilla podemos agregar media cucharada de bicarbonato para eliminar el dolor de cabeza.

Remedios caseros con cebolla para desinflamar y la tos: la cebolla es un gran fungicida y un exterminador de bacterias. Esto significa que elimina toxinas que podrían estar afectando la garganta inflamándola. Vamos a tener que hervir un litro de agua agregando una cebolla, luego vamos a beber el líquido. Si queremos cambiar su sabor y agregar mayores propiedades podemos agregar miel y limón.

Manchas en la piel: existen manchas en la piel que se producen por hongos, coloreando la piel de rojo y en otros casos de blanco. En estos casos usaremos fundamentalmente aceite de coco. Se aplica muy fácil y lo ideal es con un algodón empapado, dejándolo reposar sobre la zona por media hora.

Té de canela para bajar la menstruación: la canela es ideal para mejorar el flujo de sangre apurando la regla. Para conseguir sus efectos es necesario beber té de canela una semana antes de que comience el período, lo recomendable sería que bebamos uno por noche.

remedios caseros

Desinflamar ovarios con linaza: existen muchos antiinflamatorios que ayudan a desinflamar los ovarios. La linaza es esa hierba ideal para reducir los dolores menstruales. La forma más común de usarla es en té, bebiendo dos por día es más que suficiente.

Otra forma de usar la linaza es dentro de bañeras para dando baños relajantes. Servirá para poder aliviar la musculatura que rodea la zona media y los ovarios. Uno de los tantos remedios caseros para ayudar a los ovarios y la menstruación.

Eliminar manchas en la piel por acné: después de apretar los granos quedan muchas marcas, a veces no se notan y otras es muy visible. Cuando son demasiado visibles es fundamental hacer algo, ese algo será usar alguna crema natural que pueda ayudarnos. La miel y el limón con vinagre forma una mascarilla muy efectiva, se aplica una vez al día durante veinte minutos, luego debemos limpiar bien con agua tibia.

Remedios caseros con limón y bicarbonato de sodio en la vagina para infecciones: para aquellas mujeres con una infección vaginal. Es bueno mezclar dos cucharadas de bicarbonato de sodio con lo que exprimimos de medio limón. Nos quedará una pasta, la cual aplicaremos y dejaremos por veinte minutos.

¿Qué puntaje le darías al artículo?

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…




Reply