Saltar al contenido

Remedios caseros

¿A ti te gusta buscar distintas alternativas para solucionar tus problemas? ¿Tu alguna vez has usado un remedio casero, cuál fue? ¿Te interesa conocer más sobre el tema? Seguro que sos una persona que no se da por vencida tan fácil y siempre encuentras otras opciones, otras respuestas. Probablemente evites consumir medicinas, medicamentos comprados o tratas de solucionar tus problemas de forma natural. Bien, estas el lugar indicado.

Dentro de esta categoría vamos a poder consultar toda la información valiosa sobre los remedios caseros, ¿qué son? ¿para qué sirven? ¿cómo se usan? Y es perfecto, algunos poseen pocos ingredientes y llevan una elaboración rápida ¿no es genial? Sus ingredientes vienen de plantas medicinales y alimentos naturales que encontramos en la naturaleza.

Recetas de remedios caseros

Los remedios caseros cortos son muy fáciles de usar, poseen ingredientes que tenemos en la alacena. Y su fabricación es tan sencillo como su aplicación. Hace miles de años atrás la única forma de curar algunas enfermedades era con los elementos que la naturaleza nos aportaba. Hoy en día podemos sacar provecho de esas recetas que han perdurado.Veamos cuáles son esos remedios caseros fáciles y cómo podemos utilizarlos, dependiendo lo que nuestro cuerpo este necesitando. Y recordemos que solo son complementos y no soluciones definitivas para malestares generales.


¿Qué son los remedios caseros?

Antes de responder esa pregunta, vamos a preguntarles a ustedes saben ¿quién los invento? Eso es algo que no se sabe, pero te aseguro que es desde el comienzo de la humanidad. Toda enfermedad necesitó una solución y en un principio fueron todas caseras y naturales.

Dentro de la naturaleza existen plantas medicinales con propiedades curativas. Ellas son las que usamos para preparar diferentes remedios que ayudan a curar enfermedades y a resolver diferentes problemas.

Existen hierbas con oligoelementos, un mineral fundamental para el funcionamiento del cuerpo. La dosis que poseemos es ínfima pero muy necesaria. Lamentablemente en nuestra alimentación diaria, consumimos muy pocas dosis y a veces, prácticamente nada.

Hay plantas que poseen silicatos, y en el cuerpo podemos encontrarlo en las arterias. Esta sustancia ayuda a combatir la osteoporosis y cualquier enfermedad en los huesos, ya que fija el calcio. Podemos encontrarlo en cereales integrales y verduras, como en el ajo y la cebolla. En grandes cantidades se encuentra en cola de caballo, la ortiga y en el bambú.

Las que más usaremos seguramente son las hierbas antibacterianas y antisépticas. Esas plantas son fundamentales cuando consumimos sustancias dañinas que afectan tanto el estómago como la zona intestinal.

Los remedios caseros bien usados, pueden anticiparse a distintas enfermedades. Para poner un ejemplo podemos citar una persona que toma todos los días distintas infusiones para limpiar su hígado, sus posibilidades de contraer algún problema en el hígado se reducirán.

Ahora sí, si te gusta la idea y queres seguir aprendiendo, vas a conocer una serie de recetas caseras muy efectivas que tarde o temprano te serán útiles.

¿Para qué sirven los remedios caseros?

Cuando nos enfermamos debemos buscar tratamientos que impidan que esa enfermedad continué, y encontrar una cura. Es ahí en donde podemos usar un remedio casero que funcione para ese problema de salud. Los productos que usaremos para preparar los remedios son aquellos que seguramente encuentren en tu hogar. Es igual a una receta. Tiene ingredientes, tiene una preparación y un modo de uso.

remedios caseros cortos

Enfermedades en las que se pueden usar remedios caseros

Y muchos más problemas de salud:

  • Dolor de garganta
  • Acné
  • Gastritis
  • Quemaduras
  • Tos con flema
  • Hemorroides
  • Dolor de cabeza
  • Manchas de la piel
  • Varices
  • Migraña

Cómo hacer remedios caseros

La forma de preparar los remedios naturales es muy fácil. Primero se toman los ingredientes necesarios, luego se siguen los pasos explicados, seguramente tendrás que mezclar los componentes y luego se aplica, se bebe pero todo depende del tipo de problema que estemos solucionando. No tendrá la misma preparación una infusión casera que una crema natural, eso es obvio.